bodagayandalucia.jpg

 

Cuando se han cumplido tres años ya desde la entrada en vigor de la ley que permite la unión legal entre parejas del mismo sexo, se ha observado que tras el auge inicial, el número de parejas que toman esta determinación ha comenzado a bajar en Andalucía.
Según datos del Instituto de Estadísticas de Andalucía, entre los meses de enero y septiembre de 2007, se casaron 372 parejas de gays y lesbianas, lo que supone un treinta por ciento menos que las que contrajeron matrimonio en el mismo período del año anterior, que fue de 525 parejas.
Según ha comentado Antonio Ferre, presidente de COLEGAS, la Federación Andaluza de Asociaciones de Lesbianas y Gays, lo que está pasando es lógico, ya que es normal que al principio de la ley, todas las parejas que llevaban muchos años de convivencia y esperando este momento dieran el paso. Ahora simplemente se está estabilizando todo y las nuevas parejas van celebrando sus bodas a un ritmo normal.
También hay quien culpa a la crisis de esta bajada en el número de bodas gays en Andalucía. Tengamos en cuenta que los gastos de celebración de una boda homosexual son los mismos de una boda heterosexual, habiendo gente que prefiere esperar un poco a que la situación económica mejore para dar el paso.
Entre las ciudades andaluzas que están a la cabeza en cuanto a bodas gays se refiere, están Málaga y Sevilla, con 130 y 104 bodas respectivamente, siendo Jaén la provincia donde menos enlaces se produjeron.